sábado, 28 de diciembre de 2019

PASTEL VASCO / EUSKAL PASTELA

Ingredientes: 
Para un molde redondo
 (20-23 cm de diámetro) 
Para la masa:
* 200 g de mantequilla fría
* 300 g de harina de repostería
* 150 g de azúcar
* 75 g de almendra molida
* 2 huevos
* un chorrito de patxaran
Para la crema:
* 500 ml de leche entera
* 2 yemas de huevo
* 50 g de azúcar
* 2 cucharadas soperas de maizena
* piel de limón
* 1 palito de canela
* mermelada de cerezas 
* 1 yema de huevo               * un tapón de patxaran 
Elaboración:
Para la masa:
Poner la mantequilla en el congelador 1 hora antes de empezar a cocinar.

Sacarla y cortarla en cubos pequeños.
En un bol grande, mezclar los cubos de mantequilla con la harina, el azúcar y las almendras molidas.
Con un tenedor, unir un poco los ingredientes, sin llegar a homogeneizar la mezcla.
En otro bol, batir los dos huevos, añadir el patxaran y mezclar; agregar la combinación 
al bol grande y unir con el resto.
Poner el conjunto en film transparente, dándole forma de chorizo, y colocarlo en la nevera, durante, al menos, 1 hora.
Para la crema: 
Poner la leche, la canela y la piel de limón en un cazo a fuego lento hasta que hierva.
Disolver la maizena con un chorrito de leche fría en un vaso. 
Batir las yemas de huevo, incorporar la maizena disuelta en la leche, añadir el azúcar 
y el patxaran. Cuando la leche con la canela y el limón rompa a hervir, apagar el fuego 
y dejar la mezcla enfriar unos 5 minutos. 
Pasado ese tiempo, sacar la de piel de limón y el palito de canela.
Poco a poco, agregar la mezcla con el huevo a la leche caliente removiendo a su vez.
Poner la cazuela otra vez en el fuego (a fuego medio, que no llegue a hervir en ningún momento) removiendo sin parar durante unos 5 ó 10 minutos.
Cuando la mezcla haya espesado lo suficiente, apagar el fuego y dejar enfriar unos minutos. La textura de la mezcla debería ser la de un pudín más bien líquido y espesará un poco más en la nevera.
Poner la mezcla en un bol y dejar enfriar 10 minutos más. Durante ese tiempo, remover 
de vez en cuando para evitar que se cree una capa gruesa en la parte superior.
Cubrir el bol con film transparente directamente sobre la crema, evitando dejar aire en 
el interior. Llevarla a la nevera y dejarla reposar al menos 1 hora.
* Es importante que la crema también esté fría, porque si está caliente al ponerla en el horno, es muy posible que crezca y rompa la parte superior del pastel...
Montaje:
Sacra la masa de la nevera y dividirla en dos: 2/3 para la base y 1/3 para la parte superior. Volver a guardar el tercio de la masa en la nevera.
Poner un poco de harina sobre una hoja de papel de hornear y después colocar los 2/3 de masa en el centro. Aplastar la masa ligeramente con las manos enharinadas.
Espolvorearla con un poquito de harina y colocar encima otra hoja de papel de hornear. 
Extender la masa con un rodillo, hasta que tenga un espesor de unos 6 mm.
Colocar la masa en el molde cubriendo la base y los laterales y guardarlo en la nevera.
Precalentar el horno a 180°C.
Sacar el tercio de masa de la nevera y extenderlo de la misma manera.
Sacar el molde, la crema y la mermelada de la nevera.
Llenar el molde con la crema y dispersar múltiples cucharadas de mermelada sobre ella.
Colocar la parte superior de la masa encima y, con los dedos, unir las dos partes de la masa en las esquinas. Batir una yema de huevo y pintar con ella el pastel.
Con un tenedor, rallar el pastel ligeramente e introducirlo en el horno unos 35 minutos. Dejar enfriar, al menos 1 hora, antes de servir. On egin!!!

domingo, 1 de enero de 2017

TRONCO DE NAVIDAD RELLENO DE CREMA DE CHOCOLATE

Ingredientes: 
Para el bizcocho genovés: 
* 4 huevos
* 100 g de azúcar
* 120 g harina de repostería
* un pellizco de sal 
Para la crema de chocolate:
* 200 g de chocolate para fundir
* 75 g de mantequilla 
* 100 g de azúcar glass
Elaboración:
Para el bizcocho genovés:
Precalentar el horno a 180°C, calor arriba y abajo.
Separar las claras de las yemas de los huevos.
Poner en un bol las claras, batirlas con las varillas eléctricas e ir incorporando 

el azúcar poco a poco, hasta que blanqueen y aumenten su volumen.
Batir las yemas e incorporarlas cuidadosamente a las claras.
Añadir la harina tamizada y
mezclar con movimientos envolventes.
Verter la preparación en una bandeja de horno  forrada con papel vegetal.
Introducir en el horno 12 minutos. Sacar del horno.
Humedecer un paño, escurrirlo bien y extenderlo sobre la mesa.
Sacar el bizcocho con el mismo papel con que lo hemos horneado y posarlo sobre 

el paño humedecido. Enrollar el bizcocho con sumo cuidado y con la ayuda del paño, 
que iremos tensando poco a poco a la vez que enrollamos. Dejar enfriar unas 2 horas.
Para la crema de chocolate: 
Trocear el chocolate y fundirlo en el microondas. Dejar enfriar unos minutos.
Batir la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar a máxima velocidad con 
unas  varillas, hasta que obtengamos una masa esponjosa, blanquecina, y homogénea.
Agregar el chocolate fundido, ya frío, a la crema de mantequilla.
Batir un poco más hasta integrarlo completamente.
Desenrollar con cuidado el bizcocho, rellenarlo y refrigerar un mínimo de dos horas.
Montaje:
Cortar un extremo del tronco con dos cortes en diagonal y colocarlos sobre el resto del 
tronco a modo de ramas. Pegarlos con chocolate de cobertura.
Forrar los bordes de la bandeja de presentación con papel de plata. 

Poner el tronco encima. Proteger los extremos del tronco y de las ramas con papel 
de plata para que no se manchen de chocolate.
Extender el chocolate por encima del tronco, ayudándonos de una paleta o pincel. 

Dejar reposar 20 minutos para que se vaya solidificando un poco el chocolate.
Pasado este tiempo, hacer unos surcos con un tenedor para simular la corteza de un árbol. 
Quitar todos los papeles de plata con cuidado y decorar al gusto.
Pink Strawberry